ComoDepositar.com

Pagos Online

¿Depositar que es?

Depositar que es
Depositar

Siempre hablamos de depositar; pero realmente te has preguntado ¿Depositar que es?; De forma habitual, las personas realizamos actos de forma automatizada, los cuales, son tan frecuentes en nuestro día a día; que nunca nos hemos puesto a reflexionar, que son realmente.

Invierta con confianza en eToro la plataforma de trading social líder en el mundo

Únase a los millones de personas que han descubierto una forma más inteligente de invertir copiando de forma automática a los inversores líderes de nuestra comunidad ¡o consiga que le copien a usted para obtener una segunda fuente de ingresos

eToro

Inversión a corto y a largo plazo

En los principales ETF y acciones. Invierta en pares de divisas, índices y materias primas a través de CFD. Nunca antes había sido tan sencillo invertir en los mercados financieros.

 

Abrir una cuenta

¿Depositar que es?

Los depósitos bancarios, son instrumentos financieros que tienen como característica principal; ser la pieza central en un contrato que celebran dos partes. En dicho contrato, una de las partes, representada por una persona jurídica o física; le entrega en custodia a la otra parte, representada por la entidad bancaria, caja u otro una cierta cantidad de dinero.

El dinero entregado en custodia, dependiendo de los términos establecidos en el contrato, puede generar un interés, en un determinado lapso de tiempo. Quien entrega el dinero, está en el derecho de exigir el reintegro del mismo; más los intereses generados en un periodo, pactado por ambas partes.

Tipos de depósitos:

Entre los depósitos que existen podemos citar los siguientes:

Depósitos a la vista: este tipo, es el contrato en el cual el cliente es quien decide el momento para retirar su dinero; no existen restricciones en cuanto al tiempo que debe permanecer el dinero bajo custodia de la entidad financiera. Por lo general, este tipo de depósito no genera rentabilidad y si la llega a generar es baja.

Seguidamente tenemos los depósitos a plazo: Estos consisten, en que se establece un plazo de tiempo para que el dinero permanezca en custodia. También se fijan las tasas de interés que serán aplicadas al dinero invertido. Si la persona retira el dinero antes de lo pautado, debe cancelar una comisión a la entidad financiera. Este contrato,  puede ser a corto y largo plazo.

También existen los depósitos estructurados; en los cuales , la cantidad invertida, es sometida a tasas variables de interés, dichas tasas están sujetas a la rentabilidad y riesgo de un activo financiero.

De igual forma, nos encontramos con un tipo de depósito llamado doble o combinado; en los cuales el dinero que se invierte, es fraccionado en dos partes; una parte a plazo y que genera intereses fijos y otra parte que fluctúa, dependiendo del producto al que se asocie.